LACASTASERIE
El blog

#NOHASVISTONADAIGUAL

LA CASTA: CONSPIRACIONES REALES E HISTORIAS DE PELICULA

Escrito hace 1 año

Cuando se escribieron nuestros textos, el guionista tenia tantas tarjetas con notas a mano como tazas de café encima de la mesa. Suerte que no le dio por el alcohol. No le dio por ahí porque… no tenia dinero. Tenia una misión, había que encajar esas tramas, como fuera. La historia podía parecer disparatada, pero si la contábamos bien, podíamos acabar en la cárcel. Por prevención. Por pensar.

Visto como funcionan las cosas, el humor es lo único que nos queda. Si tú le dices a alguien que vas a mezclar corrupción y critica política con Zombies sedientos de dinero, te dispara. En un país civilizado yo mismo le cargo el arma. Pero vivimos en España, querid@s, puedes contar cualquier cosa ficticia, que pasados unos meses el Informativo te sorprenderá con algo real y mucho más espectacular.

En los últimos tiempos los acontecimientos nos han hecho parecer más videntes… que creadores de contenido. Cada trama ficticia hacia la corrupción ha sido superada con creces por una batería de escándalos reales, con personajes reales, y perdidas millonarias de dinero público reales. Nosotros le hemos dado el toque ácido para reírnos, por no estirarnos de los pelos. Los ánimos están caldeados, la gente vomita en las redes sin argumentos, Facebook está lleno de violencia, y ni un solo culo, un torso desnudo, ni un miserable pezón. Esto no puede ser bueno. El sexo es más necesario que nunca. Las redes reflejan un estado de salud de la sociedad que en general es un poco preocupante.

Pero hay veces que hay un objetivo detrás. Ya no estás a salvo de ejércitos de trolls o mercenarios que se dedican a hundir tu reputación (pagado con dinero público por supuesto, con TU dinero. Que se sepa… de momento… en la Trama Púnica),

artículo de opinion de eldiario.es: Los trolls mercenarios al servicio del PP

o acciones fuera de la ley que son utilizadas para destruir políticos de otras formaciones que no piensan igual que nosotros. Pueden gritar la verdad irrefutable, que si ya nadie les cree, están condenados online. Es un método sencillo… si no me gusta lo que dice mi adversario político, lo investigo y lo tumbo a difamaciones. Sin piedad. Todo vale. Un momento… voy a buscar la palabra democracia, ahora vengo.

Pues si, en la basura estaba. Arrugada, maltratada, vilipendiada… Todo es real, pero lo tenemos en nuestra ficción. Todo eso lo tenemos en la serie. Y con humor, ¿qué más quieres posible espectador? La mesa de la Casta es ese poder, el que nunca saldrá a la luz, pero que maneja nuestras vidas como hormigas sacrificables que somos.